Nosotros por Nosotros: una aventura en Bolivia

 

Nosotros por Nosotros es un proyecto que nace inspirado en las palabras del Papa Francisco quien recordaba que lo contrario a cada individualismo es la “espiritualidad del nosotros” que nos salva del egoísmo.

El proyecto nació de la necesidad de algunos jóvenes que terminaban un proceso de formación en la Mariápolis Lia, en Argentina, de donar un tiempo para ponerse al servicio de los demás, conocer otra cultura y salir de su zona de confort.

Con estás ganas de contribuir en algo a la construcción de un mundo diferente, Nicolás Valenzuela, Brian, Joaquín, Jesús y Nicolás Iturralde, se encuentran en Salta, Argentina y parten, junto otro de sus amigos, hacia Bolivia, donde se encontrarían con otros chicos bolivianos quienes se sumarían también en esta aventura.

No nos conocíamos pero desde el primer momento sentimos una conexión; teníamos el mismo objetivo, y con el paso de los días nos descubrimos amigos, familia; creamos un vínculo muy fuerte que sin duda fue fundamental para que cada experiencia individual fuera fructífera.

Nosotros por Nosotros es precisamente la realidad de una experiencia en la que se da pero en la que también se recibe, incluso más de lo que nosotros podemos dar. Nosotros donábamos nuestro tiempo, nuestras experiencias vividas, y nos encontrábamos con gente que nos acogía, que nos recibía con los brazos abiertos; que nos hacía sentir en familia.

Con esta experiencia comprobamos que las barreras se pueden romper: la cultura, la distancia, el país, no son obstáculo para aportar a la construcción de un mundo diferente.

 No fue fácil tomar la decisión de quedarme en casa disfrutando del verano pero después de todo, fue lindo poder decir: estoy en mis vacaciones y estoy aquí pintando…

 

Desde Uyumi, pasando por el Centro Rincón de Luz y Clara Luz en Cochabamba y  Santa Cruz,  esta aventura tuvo espacio para conocer nuevos lugares, hacer turismo, disfrutar paisajes, conocer nuevos amigos pero por sobre todo, experimentar que cuando se sale de la zona confort con la disposición de hacer algo por los otros “nosotros” –tal como estos voluntarios lo definen- hay más alegría en el dar que en el recibir.

Conoce más sobre “Nosotros por Nosotros”